LA GUARDERÍA EN VIVO
PRONÓSTICO DEL TIEMPO
Tel: (011) 4749-2270 / 5878
Lunes a Viernes 8 a 20 hs.
Sábados y Domingos 8 a 23 hs.
Martes cerrado.
Servicios | Historia

Galería

Servicios

Guardería Náutica

  • Dos galpones cubiertos para 500 embarcaciones, desde 4.20 mts. hasta 9 mts. de eslora.
  • Camas a medida para cada embarcación.
  • Subida y bajada ilimitada.
  • Atención personalizada.
  • Dos grúas con micro de velocidad.
  • Cuatro ascensores.
  • Camas especiales para motos de agua.
  • Tres dársenas con un espejo de agua de 3.500 metros cuadrados
  • Seis marinas con siete escaleras.

Embarcaciones

  • Limpieza de casco, cubierta e interiores.
  • Limpieza de fondo.
  • Servicio mecánico de todas las marcas.
  • Carga de baterías
  • Auxilio mecánico. Remolque.

Otros

  • Agua corriente en marina.
  • Iluminación y toma corriente en marinas.
  • Urgencias medicas MAS VIDA.
  • Boutique náutica.
  • Playa de estacionamiento y dársenas con seguridad las 24 hs. con refuerzo de P.N.A. en portería.
  • Grupo electrógeno.
  • Restaurante y drugstore.

Historia

Hace ya más de 25 años que Guardería Puerto Deseado ofrece a sus socios la más cálida atención y el mejor de los servicios.

Todo comenzó con el sueño de un visionario, Don Andrés Scioscia, quien apostó que, con esfuerzo y calidez, se llegaría a buen puerto. Fue así que, ladrillo a ladrillo, erigió al margen del río Lujan, la mejor guardería náutica de la ciudad de Tigre.

Levantó junto a un grupo de ayudantes su primer galpón y con el correr de los años llegó a concretar dos naves cubiertas para 530 embarcaciones, donde se guardan desde motos de agua hasta cruceros de 9 metros, en camas diseñadas a medida para cada embarcación.

Consiguió instalar un puente grúa para la nave 1 que hasta el día de hoy sigue dando satisfacciones y que se fue modernizando según pasaba el tiempo, siempre invirtiendo para mejorar los servicios, compró uno de los más modernos puentes grúa, que puso a trabajar en la siguiente nave 2.

Su ingenio lo llevó a instalar 4 elevadores automáticos, para subir y bajar ilimitadamente las embarcaciones, desde 300kg hasta más de 5000kgs.

Pero lejos de quedarse conforme con lo logrado hasta el momento, creo tres dársenas con un espejo de agua de 3.500 metros cuadrados para que sus clientes cuenten con más comodidades a la hora de zarpar o atracar sus lanchas.

Don Andrés, amante acérrimo de la naturaleza, decoró cada espacio con macetas llenas de flores y plantas verdes, para todo el año, las cuales crecen bajo su cuidado y atención incansable.

Ideó un solárium para disfrutar no solo del río a la hora de navegar, sino también al momento de llegar a puerto y disfrutar de un café, de algunos mates con amigos o degustar algún plato de exquisita comida casera, preparado por el restaurante del primer piso.

Al ver que su proyecto tomaba forma creo 6 marinas con 7 escaleras, agua corriente, gavetas con toma corriente en dársenas, y seguridad contra incendios y dos sectores de estacionamiento para más de 200 automóviles, protegidos por la sombra de los álamos autóctonos.

Para cuidar todo lo logrado y velar por cada embarcación dejada a su cuidado, puso seguridad privada las 24 horas los 365 días del año.

A la hora del regreso y luego del cansancio del paseo se impone una reparadora ducha, por eso los vestuarios con agua caliente permanente, se mantienen en perfectas condiciones y con personal de limpieza de turno.

Extremadamente prolijo y detallista, la limpieza del casco de cada embarcación está incluida en el costo de cuota mensual. La idea es que al volver el siguiente fin de semana, las lanchas se encuentren en perfecto estado.

Pensó en todo, no dejo nada librado al azar, por ello instaló un taller mecánico para todas las marcas y el contacto directo con plastiqueros, loneros y tapiceros especializados en náutica, para que sus clientes no tengan que perder tiempo a la hora de necesitar algún servicio.

Su política de inicio es hoy mantenida como identidad de la Guardería y tiene que ver con trato personalizado en forma directa con el cliente amigo.

Es habitual una charla a regreso de un día de pesca, paseo o aventura en un ambiente distendido de cordialidad con amigos y empleados.

Es por eso que los socios y amigos sienten a Puerto Deseado como su referente en el Delta y significa un lugar de arraigo para el desarrollo de una forma de vida en contacto con la naturaleza y el descanso.

En resumen, Don Andrés sabe que los frutos de su esfuerzo, se ven reflejados en la gestión de sus familiares y los marineros que hoy siguen atendiendo después de 25 años con la misma calidez a sus clientes.

Por todo esto, es que, GUARDERÍA NÁUTICA PUERTO DESEADO es un orgullo para la ciudad de Tigre y para los que formamos parte de esta gran familia.

arriba

Copyright 2017 // Guardería Náutica Puerto Deseado
Powered by